Confesiones innecesarias

Parrafada innecesaria:

Hace mucho tiempo que un libro no es capaz de lograr que no me separe del papel. ¿Te has dado cuenta de que llueve? Pues me encanta la lluvia, pero he decidido convocar la guerra a los paraguas. No soporto el café, pero me he enamorado de sus ojos. En el fondo de mi corazón, adoro los cactus. Las polillas y yo no terminamos de congeniar. A veces odio escribir. A veces amo escribir. Me encantan los viajes, mas por el trayecto, que por el sitio al que voy a ir. Los cementerios me parecen un sitio apacible, no me dan ningún temor. Soy una cobarde valiente. Me encantaba que me llamaran intensita. Soy feminista, estoy inmersa en esa lucha. Tengo más de una lucha. No soporto las rosas. Comprendo que esto no le importa a nadie, aunque tú lo estés leyendo. Sé a ciencia cierta que dormir desnuda es muy sano. Estoy llena de dudas. No paro de enamorarme de Viento. La mayoría de las personas de mi entorno no me conocen, tampoco quiero. Soy repelente. Me gusta la música clásica. Adoro los girasoles, las calas, la lavanda, los narcisos. Siempre llevo un cascabel encima. Me da dolor de cabeza los recursos literarios. Deseo tener el pelo de colores. Nadie es imprescindible. Tengo sed de chocolate y buenas letras. Conocí al hombre de la tienda de horas. No creo en nada. Vi girasoles en un acordeón. Quiero aprender a tocar el violín. Soy una persona PAS. Sueño despierta. Me han traicionado y querido. Soy una especie de roca llorona. Decidí que todos los días fueran mi día. Desde hace un tiempo, he llegado a comprender que la muerte nunca tiene edad. Soy kinestésica. Odio no saber poner un buen final a lo que escribo... Te quiero.

Comentarios

  1. Eres tú,lo sé a ciencia cierta.Me encantas. Lo sabes. Me encantarás siempre.Siempre me has encantado.Eres brillante.Eres única.Lo sé. Eres tú.Beso Pat.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Únicamente quería expresarte que hace relativamente poco tiempo he descubierto tu blog y me gustan mucho tus relatos. Brillante, porque me parecen brillantes tus relatos, única, porque me da la sensación de que lo eres,y,la expresión eres tú, es porque en ciertos momentos leyendo tus confesiones, la verdad es que me han resultado algo familiares, nada que ver contigo personalmente, por supuesto. Espero que no te hayan ofendido o molestado mis comentarios, por otro lado, haber respondido a ese...¿Perdona?
      Y el beso, suelo despedirme con un beso, el cual reitero.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Seamos seguidores

La historia de Ashe